La Condesa Dominante Y La Carrera

condesa dominante

La Carrera De Las Domadoras

La Condesa dominante celebra anualmente una fiesta en su mansión, en la que como atracción principal del evento, hay una competición de carros arrastrados por esclavos. Es una competición clásica anual donde participan 4 Amazonas, las cuales dirigen y controlan los carros tirados por esclavos.

Como ganadora de los últimos años, yo participo en el evento a petición de la Señora Condesa Dominante, ya que según presume entre sus apegados, “Lady AMAZONA” sabe sacar el máximo rendimiento de los animales” y debo confesar que no le falta ni un ápice de razón.

Antes de comenzar la competición, las Domadoras nos reunimos en el patio de la mansión de la Condesa dominante para examinar los ejemplares que participarán en la carrera como tiro de los carros, y de paso para sortear el animal que nos toca en gracia, y así poder comprobar el estado físico de los mismos.

Cuales De Las Mujeres Dominantes Va Ganar La Carrera

Una vez vestidas, las Amazonas para la competición hacemos las pertinentes apuestas entre nosotras de quien va a ganar y con que ventaja lo hará. Una vez preparados los animales en los correspondientes carros, nos situamos en la línea de salida, donde las Amazonas, látigo en mano, esperamos la señal de la Señora Condesa Dominante que autorice el comienzo de la competición.

Comienza la carrera y salen a relucir los látigos para animar a nuestras bestias a emprender la carrera. Los gritos de las Amazonas se entremezclan con el sonido de nuestros látigos golpeando los cuerpos desnudos de los esclavos que van tirando de los carros con todas sus fuerzas.

En seguida van decantándose las posiciones claramente, entablándose una dura disputa entre dos carros mientras que yo voy avanzando y comienzo a recortar distancias. Como bien presumía la Señora Condesa dominante de manera acertada verme dirigir el carro es todo un auténtico espectáculo. Manejo el Látigo a la perfección y consigo exprimir al máximo toda la fuerza bruta que lleva en su interior un macho inferior.

Un Esclavo Se Cae Y Pierde La Primera Posición

En un momento, dado de la carrera y en plena disputa, el animal de tiro de una de las rivales que peleaban hasta el momento de la primera posición por el interior, pierde el pie y cae al suelo, perdiendo el lugar privilegiado y siendo relegada a posiciones traseras.

La estúpida bestia parece que va hacer que SU Amazona pierda toda opción de conseguir llevarse el triunfo, cosa que enfada de sobremanera a la Domadora que le grita toda clase de insultos para que re-emprenda la marcha como antes. Azota con auténtica rabia al esclavo y le somete a un castigo como pocos, por culpa de un maldito animal no va a poder competir hasta el final por ganar la carrera, y ve con desesperación como el resto de las competidoras van adelantando posiciones.

Finalmente, Una De Las Amazonas Gana El Recorrido

Consigue que el esclavo se vuelva a levantar y saca SU látigo a relucir con extrema dureza, mientras quien aparece en escena rápidamente soy YO, que por el centro adelanto a la desafortunada rival, mientras por el exterior se aproxima la última competidora. Quedando ya pocos metros para terminar la competición tirando de Látigo fustigo a mi esclavo con todas mis fuerzas, para conseguir sacar de la bestia un último esfuerzo que me permita llevarme un año más la victoria.

Lamentablemente al final la Amazona que corría por el exterior, gana unos metros de ventaja y consigue la victoria con la consiguiente alegría de la misma y MI enorme enfado. Me bajo rápidamente furiosa del carro para aplicar el correctivo merecido al maldito bastardo. Por primera vez no consigo llevarme el triunfo, cosa que es del todo inaceptable, y le aplico uno de MIS famosos castigos al esclavo con MI látigo. La ganadora mientras celebra de una manera efusiva la victoria, mientras la Amazona que tuvo el percance a mitad de carrera con SU animal le reprende su torpeza profiriendo toda clase de insultos hacia él.

Inscríbete A Femdom.Dating

Related Posts

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.